Los puntos de la reforma tributaria que se caerían en el Congreso

2016-10-31 | Accounter

(El país.com.co) Un sondeo en el Congreso advierte que sobre la reforma tributaria hay desacuerdos en IVA y dividendos, entre otros.

Las comisiones terceras del Congreso de la República tendrán, a partir de esta semana, una discusión que se venía cocinando desde hace varios meses: el debate a la reforma tributaria presentada por el Gobierno Nacional el pasado 19 de octubre. No será nada fácil, teniendo en cuenta la polémica que han generado las diferentes propuestas del proyecto.

Aunque muchas de ellas ya se conocían antes de ser presentado el proyecto al Congreso de la República, temas como el incremento del IVA, el impuesto a los datos móviles y la ampliación de la base gravable para la renta en personas naturales son tal vez los más espinosos a discutir.

Por lo menos así lo reconocen congresistas pertenecientes a las comisiones económicas del Congreso, quienes aseguran, sin embargo, que el ambiente que se vive en las células legislativas para iniciar la discusión de este proyecto es bueno, ya que senadores y representantes tienen un tono propositivo y saben la responsabilidad que tienen frente al país.

El presidente de la Comisión Tercera de la Cámara, el representante por Cambio Radical Hernando Padaui, fue enfático en afirmar que la cosas están dadas para que las comisiones económicas conjuntas inicien el debate en medio de un ambiente donde ninguno quiere “tragar entero”.

“El ambiente que hay en la Comisión es que la gente quiere dar debate a la discusión, en el sentido de que tenemos que hacer profundidad en temas neurálgicos como en los dividendos, impuesto a las bebidas azucaradas, el tema de la gasolina”, señaló.

La representante del Partido Liberal Olga Lucía Velásquez, también consideró que el ambiente para el debate es “propositivo y de conciencia”, teniendo en cuenta los riesgos a los que está expuesto el país de no ser aprobada esta reforma estructural, pero con la responsabilidad de analizar minuciosamente cada uno de los puntos presentados por el Gobierno para que no afecte a los colombianos.

Otro liberal de la Comisión Tercera de la Cámara, el representante Alejandro Carlos Chacón, señaló que se va a intentar plantear una salida para que se afecte lo menos posible al ciudadano, especialmente a los estratos bajos y medios, y que mucho menos toque la competitividad del país.

El senador del partido de La U Germán Darío Hoyos, señaló que todavía la colectividad no ha tomado una posición general sobre la discusión hasta no conocer la ponencia, pero que sí existen reparos en algunos temas. “No es fácil por la situación que está pasando el país; pero hay que manejarlo con toda la responsabilidad para tomar la mejor decisión”, dijo.

 

Dificultades

El representante Padaui consideró que “la reforma tributaria va a tener un camino tortuoso en el Congreso” y no va a alcanzar el tiempo para poderla estudiar a fondo, sin embargo, “vamos a hacer el mayor esfuerzo para poder trabajar día a día con el grupo de coordinadores y ponentes”.

Señaló que el proyecto “comenzó mal”, porque llegó muy tarde pese a la insistencia que hicieron las diferentes colectividades al Gobierno Nacional para que lo presentara lo más rápido posible y hacer un estudio adecuado y profundo.

El senador del Centro Democrático Iván Duque también hizo reparos sobre el tema tiempo, al señalar que la reforma “estuvo secuestrada en La Habana durante diez meses” y ahora se espera que la discusión se dé “en menos de diez semanas”.

Sin embargo, el tiempo para Velásquez no es tan relevante, teniendo en cuenta que los dos temas más sonados durante todo el año en el país fueron: la paz y la reforma tributaria. “Yo creo que el tiempo es justo, en la medida en que hemos avanzado y trabajado a lo largo del año. Ahora lo que tenemos es que puntualizar en el articulado que está en el texto”, indicó.

Pero más allá del tiempo, existen otras preocupaciones frente al proyecto y la más fuerte es que algunos sectores políticos consideran que con la reforma se le está “metiendo la mano” al bolsillo de los colombianos, especialmente a los estratos más bajos. “Además de meterle la mano en la renta, el IVA, gravar las utilidades a los constructores del programa de viviendas de interés Social es inaudito”, anotó Padaui.

 

En desacuerdo con el IVA

Desde los partidos Conservador, Liberal, Centro Democrático, Polo Democrático y Cambio Radical se ha hecho un llamado para que el incremento del IVA no se realice de la manera en que se propone. “El partido Liberal ha sido enfático en que no está de acuerdo con el aumento del IVA. Este impuesto no va y si va, que sea progresivo y no podría ser superior a dos puntos”, resaltó la representante Olga Lucía Velásquez. Asimismo, David Barguil resaltó que desde el partido Conservador “hemos dicho no a un IVA para los bienes de la canasta familiar”. Otros se muestran de acuerdo, pero que se implemente de forma gradual.


“Debe retirarse el punto de la vivienda”

Imponer una carga a los constructores del sector de Vivienda de Interés Social (VIS), es otro de los temas con los que no están de acuerdo muchos congresistas. “Llamamos a la reflexión al Gobierno para replantear este punto. Para iniciar la discusión del proyecto de ley será necesario abordar de manera prioritaria esta preocupación que tienen muchos parlamentarios”, resaltó el presidente de la Comisión Tercera, Hernando Padaui, consecuente con la petición que hecho su partido, Cambio Radical. El congresista insistió en que si no se revisa este punto será muy difícil tener un ambiente de concertación y de concordia.

 

Cuestionan impuestos a la tecnología y a tiendas

Dentro de las preocupaciones que aparecen en las principales discusiones del proyecto se encuentran otros temas de interés nacional.

Por ejemplo, desde el partido Liberal se propone la discusión del artículo 178, que plantea un cambio dentro de los impuestos para el sector de las tecnologías, más específicamente en lo que tiene que ver con los datos móviles, que se gravarían con el 5 %.

“El tema del control del gasto, la tecnología y los monotributos son puntos que se tienen que revisar y ajustar”, resaltó la representante Olga Lucia Velásquez, quien también propuso que se elimine la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales, Dian, esto porque no ha cumplido en combatir la evasión de impuestos que llega a los $60 billones.

También se plantean posibles cambios en los puntos referidos a la creación de otro tributo para los combustibles, las bebidas azucaradas y a la renta en personas naturales. Esta última plantea que se amplía la base de contribuyentes.

Además, entre los temas a estudiar está un mayor control a la evasión de impuestos, ya que “falta una gran estrategia novedosa de parte de la Dian y del Ministro de Hacienda, para combatirla”, señaló el congresista Hernando Padaui.

La imposición de impuestos a las motocicletas de hasta 125 cc es un punto que no contempla la reforma pero que algunos sectores piden.